En las últimas 2 semanas, las autoridades de tránsito inmovilizaron 304 vehículos particulares y de servicio público que estaban circulando por la ciudad sin contar con la revisión técnico-mecánica. Además de emitir altos niveles de gases contaminantes, algunos automotores presentaban fallas en frenos y llantas.

“Este trabajo lo hicimos de la mano de la Asociación Nacional de Centros de Diagnóstico Automotor, quienes nos facilitaron un equipo que, de manera automática, identificaba los vehículos que no tenían la revisión ni el SOAT”, sostuvo José Alexis Mahecha, secretario de Movilidad.

El funcionario señaló que los conductores de estos vehículos recibieron una sanción de $414.060, correspondiente a 30 salarios diarios mínimos legales mensuales vigentes. A esto se sumaron los costos de la grúa y el parqueadero.

Entre los vehículos inmovilizados se encuentran busetas, taxis, automóviles particulares, motocicletas y vehículos de transporte escolar.

Los controles se realizaron en diferentes sectores de la capital del Tolima como la carrera Quinta, avenida Ambalá, centro, avenida Guabinal, Picaleña, El Salado, avenida Sur, entre otras zonas.

“Queremos verificar que los vehículos estén en buenas condiciones para garantizar la seguridad de los conductores y demás actores viales. También buscamos evitar los altos niveles de contaminación en la ciudad”, concluyó Mahecha.