Durante la última semana, las autoridades de tránsito del Municipio inmovilizaron 19 vehículos que estaban siendo utilizados para prestar servicios de transporte ilegal a través de diferentes plataformas tecnológicas.

Los ciudadanos sancionados incurrieron en la infracción D12 estipulada en el Código Nacional de Tránsito, la cual se refiere a utilizar el automotor para un servicio diferente al que hace referencia la licencia.

Por incurrir en esta falta, cada uno de los conductores recibió una multa de $818.200, más los costos de la grúa y el parqueadero.

“Además de la multa, los conductores fueron objetos de un proceso de suspensión de la licencia por un periodo de 6 meses. Si alguno de ellos es reincidente, recibirá la cancelación definitiva del permiso de conducir”, aseguró José Alexis Mahecha, secretario de Movilidad.

Desde noviembre de 2016 y hasta la fecha, 403 licencias de conducción han sido suspendidas por un periodo de 6 meses. Además, 20 conductores ya han recibido cancelaciones definitivas de sus permisos para manejar vehículos.

Es importante señalar que el cuerpo de agentes del Municipio continuará adelantando operativos de control en diferentes sectores de la ciudad para sancionar a quienes presten servicios de transporte informal.