El derecho de petición radicado en la Procaduria General de la Nación contra Hernán Gustavo Estupiñan Calvache, Representante a la Cámara de Nariño fue interpuesto por Jair Alexander Mena Quiñonez, asistente de la Unidad de Trabajo Legistativo del congresista.

Según se indica en el documento, el afectado denuncia que en el mes de febrero de 2018 fue nombrado como asistente I y con asignación salarial de $2.343.726 pesos. “cuando recibi mi primer salario, el congresista me dijo que como no se me habia asignado ninguna función debia compartir mi salario con otras dos personas que estaban encargadas de dirigir y promover su candidatura a la Cámara de representantes”.

De acuerdo a la versión de Mena Quiñonez para ejercer su labor tuvo que desplazarse a la ciudad de Tumaco, donde al llegar fue informado de la novedad que su pago mensual real seria de $500.000 pesos. “Cosa que naturalmente me afectaba, pero que tuve que aceptar bajo la amenaza de ser declarado insubsistente. Así las cosas, me quede con 500 mil pesos de salario y entregué el resto a la persona que llegarian a mi casa a recibir lo ordenado por el congresista Estupiñan”.

Esta carta dirigida al Procurador General de la Nación, Fernando Carrillo fue radicada el pasado jueves 7 de febrero y en uno de sus apartes exhorta al organo de control a ceñirse a sus principios y emitir la sanción disciplinaria correspondiente. “Señor Procurador, es frrancamente desalentador para los ciudadanos ver que en el edificio principal de la Procuraduria en Bogotá se instaló un enorme aviso que dice ‘Ser corrupto no aguanta’, pero hechos tan graves como los que he relatado en este escrito, después de un año de haber sucedido, no son castigados y su autor sigue tranquilamente en el cargo de Representante a la Cámara.”

A continuación el documento radicado por Alexander Mena Quiñonez contra el congresista por el Partido Liberal Hernán Estupiñan.