Al ingresar a la zona urbana de Villahermosa la primera imagen es de una vía de acceso deteriorada y que genera problemas como daños en las fachadas de las viviendas y en locales de comercio del sector.

 La comunidad ha sufrido está problemática durante más de 10 años y ha visto pasar administraciones y nada de obras para tener una solución definitiva a mal estado de las vías.

 Está historia va a tener un nuevo capítulo a partir del próximo jueves 11 de octubre, cuando con la presencia del gobernador Óscar Barreto y su equipo de trabajo se lleve a cabo el acto formal de inicio de la obra de pavimentación de 10 calles del casco urbano del municipio, proyecto que tendrá una inversión de $4.500 millones.

 Así mismo esta obra que tiene un plazo de ejecución de 180 días se contratará mano de obra no calificada, al igual que jóvenes técnicos de la región que tendrán la oportunidad de prestar un servicio y recibir remuneración.

 El encuentro del gobernador Barreto y la comunidad para la instalación de la primera piedra del proyecto se llevará a cabo a partir de las 10:00 a.m. en el barrio Villa Uribía.