10 ibaguereños que incurrieron en comportamientos contrarios a la convivencia ciudadana conmutaron sus sanciones económicas a través de una jornada de embellecimiento y recuperación del parque Álamos, ubicado en el sector de El Salado.

Los infractores cometieron faltas como portar armas blancas y consumir bebidas embriagantes o sustancias psicoactivas en el espacio público. Estas infracciones están contempladas en la Ley 1801 del 2016, conocida como el Código de Policía y Convivencia Ciudadana.

“Este trabajo lo estamos haciendo de manera articulada con la Policía Metropolitana y la comunidad. Durante la jornada se hizo un mantenimiento de la zona, pintura de canchas, ornamentación, siembra de más de 40 individuos arbóreos, entre otras labores”, aseguró Daniel Felipe Soto, secretario de Gobierno.

Con este trabajo social, los infractores pudieron conmutar multas que iban desde los $110.000 hasta los $828.200.

“Estas actividades continuarán en diferentes sectores de la ciudad. Involucraremos a los infractores del Código de Policía para que nos ayuden a mejorar los parques y se conviertan en ejemplo del cambio y de cultura ciudadana”, añadió Soto.

Vale destacar que, solo durante el año 2018, en Ibagué se impusieron 11.650 comparendos a ciudadanos que incurrieron en diferentes infracciones a la convivencia ciudadana.

Del total de órdenes de comparendo, 1.877 fueron para ciudadanos que fueron sorprendidos consumiendo bebidas embriagantes en el espacio público, mientras que otros 1.700 ibaguereños fueron sancionados por consumir sustancias psicoactivas en parques y zonas comunes.