Este proyecto se desarrolla con la asesoría de la Secretaría de Educación del Tolima (SED- Tolima), e implica diferentes componentes:

  • Apoyo pedagógico en aula para atender a la población con discapacidad (auditiva, visual, cognitiva), capacidades y talentos excepcionales (profesionales psicólogos).
  • Acompañamiento pedagógico de licenciados en educación especial y psicólogos frente a las personas con discapacidad cognitiva y talentos excepcionales. Caracterización pedagógica y acompañamiento en aula.
  • Modelos lingüísticos.
  • Acompañamiento de fonoaudiólogos en cuanto a la caracterización pedagógica de los estudiantes con trastornos de voz, habla y comunicación. Licenciados en Lengua Castellana con conocimiento de Lengua de Señas Colombiana.
  • Acompañamiento de licenciados en educación con experiencia en enseñanza a población con limitación visual y los profesionales tiflólogos, para la atención de personas con discapacidad visual y baja visión.
  • Capacitación de 700 docentes a través de talleres masivos del Decreto 1421, Diseño Universal de Aprendizaje, Estrategias educativas, entre otros temas. Asesoría docente particular frente a los casos que se presenten en sus aulas.
  • Aproximación y proyección al PIAR para cada institución de los municipios atendidos, indicándole al docente la aplicación del Plan Individual de Ajustes Razonables, es decir, un plan para cada estudiante que contiene todos los apoyos que necesita para aprender en condiciones de equidad.
  • La atención a padres de familia contempla las formaciones y asesorías de acuerdo a cada necesidad, a través de diversos talleres participativos.

El plan de educación inclusiva se fortalece dentro del Decreto 1421, que rige desde el 29 de agosto de 2017, por el cual se reglamenta en el marco de la educación inclusiva a la población con discapacidad, para garantizar una educación de calidad y en condiciones de equidad.

Tiene como objetivo fundamental reglamentar la prestación del servicio educativo para la población con discapacidad desde el acceso, la permanencia y la calidad, para que los niños puedan transitar por la educación desde preescolar hasta la educación superior o educación para el trabajo y el desarrollo humano.

El Decreto 1421 establece que todos los estudiantes con discapacidad, puedan formarse en el mismo salón de clases que el resto de sus compañeros, sin discriminación alguna, con el derecho de acceder a la oferta institucional existente, cercana a su lugar de residencia, con estudiantes de su edad y a recibir los apoyos y ajustes razonables que se requieren para que tengan un proceso educativo exitoso.