Es tecnóloga en gestión empresarial, y dedica sus días a trabajar con niños, niñas y adolescentes.

María Fernanda Rodríguez es la actual Reina Municipal del Folclor, un título que ha llevado orgullosamente hace dos años y con el cual ha sabido ser una gran representante para la ciudad.

Una de sus muchas experiencias, y que recuerda con gran cariño, es la participación en el Festival de Chiminigagua en Nemocón, Cundinamarca; en ese entonces, junto a su agrupación folclórica ‘Sentirte Mi Tierra’, apadrinaron un joven a quien le brindaron toda la ayuda posible, realizando actividades y tocando puertas para poder ofrecerle el apoyo que necesitaba.

Ella, no solamente resalta en su representación como señorita Ibagué, sino también por ser beneficiaría del programa ‘Trabajando Ando’, quien, como muchos otros aspirantes, participaron en la convocatoria realizada por la Administración Municipal para emplear a 60 personas sin experiencia laboral en la Capital Musical.

Además, relata que vio al alcalde Andrés Hurtado en un video de Facebook hablando de la convocatoria, enseguida se interesó y comenzó a leer los requisitos para participar. Comenta que no fue un proceso fácil.

Desde que inició el año pasado a laborar en la Secretaría de Desarrollo Social y Comunitario, ha sido una experiencia enriquecedora para ella. Actualmente tiene procesos de formación en danza folclórica, los cuales lleva a cabo en el barrio Yuldaima de la comuna 12, más específicamente, en la institución educativa Guillermo Angulo Gómez; allí realiza actividades con niños, niñas y adolescentes entre los 10 y los 18 años.

Todas estas experiencias han sido procesos gratificantes, en los que cada día aprende algo nuevo y le llena el alma poder compartir con tantas personas. Además, ha tenido la fortuna de desempeñarse en actividades artísticas y culturales en el municipio y otros departamentos. “Hemos tenido la oportunidad de viajar y llevar la alegría, la cultura y el amor que sentimos por toda la parte sociocultural”, expresó María Fernanda.

Definitivamente María Fernanda es una mujer admirable que, a su corta edad, ha sabido llegar al corazón de cada habitante de Ibagué y, a través de la música y el baile, ha podido plasmar sonrisas en cada rincón de nuestro municipio.