Vitamina Espiritual ūüíä para hoy Lunes 06 de Mayo de 2019

#VitaminaEspiritualūüíä

La manera en que percibimos nuestra situación tiene, con frecuencia, un impacto mayor en nuestra vida que la situación misma. Un cristiano pasa por tratamientos médicos debilitantes con tal confianza en Dios, que el contentamiento y el gozo eclipsan el sufrimiento, mientras que otro creyente se vuelve ansioso y resentido. El escenario para el pasaje de hoy es el encarcelamiento del apóstol Pablo.

Aunque no hab√≠a cometido ning√ļn delito, se encontraba encerrado injustamente. Pero a pesar de eso, sab√≠a que no ten√≠a nada que perder. Si C√©sar decid√≠a ejecutarlo, ir√≠a a estar con Cristo, y esa era una opci√≥n mucho mejor a los ojos de Pablo. Si, por otro lado, Dios le permit√≠a vivir, entonces podr√≠a continuar un ministerio fruct√≠fero para el reino. Su conclusi√≥n fue: ‚ÄúPara m√≠, el vivir es Cristo, y el morir es ganancia‚ÄĚ (Filipenses 1.21).

Cuando somos salvos por la sangre de Cristo, la afirmaci√≥n de Pablo tambi√©n es verdadera para nosotros. Nuestra vida est√° muy ligada a nuestro Salvador, y nada puede separarnos de √Čl, ni siquiera la muerte. La palabra¬†circunstancia¬†viene de dos ra√≠ces latinas que significan ‚Äúalrededor‚ÄĚ y ‚Äúestar de pie‚ÄĚ. Por consiguiente, nuestras circunstancias son las cosas que nos rodean, pero Cristo es la persona que mora dentro de nosotros. De manera que √Čl se enfrenta a todo lo que se nos presenta. Nuestras situaciones dif√≠ciles y dolorosas son una invitaci√≥n a dejar que Cristo brille a trav√©s de nosotros. Cuando √Čl es nuestra vida, no tenemos nada que perder. As√≠ que, fijemos nuestros ojos en Dios mientras nos gu√≠a a trav√©s de lo que nos depare el futuro.

Leamos hoy: Filipenses 1:21

Porque para mí el vivir es Cristo, y el morir es ganancia.

Biblia Promesas Digitado y Editado por: #JulianchoMerch√°n

Bendiciones!

Autor: Julio Cesar Merchan

Nacido en Bogotá - Colombia, Autónomo, Consejero, Guía Espiritual y Siervo de Dios. Predicador de la Sana Doctrina inspirada en la Bendita Palabra de Dios de manera clara y sencilla para que pueda ser leída de manera práctica y visible en la vida de cada creyente.