Antes bien, como está escrito: Cosas que ojo no vio, ni oído oyó, Ni han subido en corazón de hombre, Son las que Dios ha preparado para los que le aman. 1 Corintios 2:9

#VitaminaEspiritual💊

En las obras de Dios siempre hay propósito y dirección. Jesús se levantaba muy temprano en la mañana para Orar, para que su vida y ministerio estuvieran de acuerdo con la voluntad de Dios. Al recibir respuesta a sus Oraciones, Él obedecía inmediatamente.

El predicó el Evangelio del reino de los cielos, no sólo en las aldeas cercanas, sino por toda Galilea. Jesús conocía muy bien su propósito y dirección, de igual manera, nuestra vida debe ser enfocada hacia el mismo propósito y dirección de Jesús. Cada lugar a dónde vamos, cada persona que conocemos, en el parque, en la universidad, en el trabajo, en las redes sociales; todos los pueblos y naciones deben escuchar el evangelio. Así las fuerzas del enemigo huyen y el reino de Dios es establecido en esta tierra.

Esto es posible cuando Oramos pidiendo dirección de Dios y obedecemos según los propósitos del Señor. Que hoy no sea un día igual a todos los demás, Ore al señor y pida dirección cuál sea su voluntad para éste día y de aquí en adelante no cese de hacerlo de continuo en su vida.

Leamos hoy: Marcos 1:35-38

Levantándose muy de mañana, siendo aún muy oscuro, salió y se fue a un lugar desierto, y allí oraba. Y le buscó Simón, y los que con él estaban; y hallándole, le dijeron: Todos te buscan. El les dijo: Vamos a los lugares vecinos, para que predique también allí; porque para esto he venido.

Por: #JulianchoMerchán
Bendiciones!